Recuerdos...

Esse Imaginaria




Recuerdo, recuerdo aquella mirada emborronada de deseos, aquellos sueños alborotados que desordenados ocupaban todos mis momentos... Soñar con vivir, jugar a jugar, llorar por un cuento, por una estrofa que se prendía insistente a mis sueños, como fuego de artificio alocado e intenso...

Recuerdo, recuerdo todos mis miedos, mis fantasmas, mis brujas malas y mis brujas buenas, que se apostaban en la esquina de mi cama junto a los ángeles del cielo...
Todos acudían prestos a mi llamada, cuando la noche abrazaba el mundo con sus brazos oscuros de estrellas y lunas, acunándolo todo, al son de los silbidos cercanos de los trenes que viajaban a mundos extraños y malos y buenos...

El universo cabía en mis ojos y en mis risas, 
el orbe de mis fantasías me invitaba y me asustaba,
 tal como lo hacía el indeciso viento...

Vida,
 vida amontonada, tiempo...
Sueños, 
sueños que han quedado sin usar
 en las estrechas esquinas del tiempo...


Saleru


Ilusiones, sueños,
 besos y abrazos,
 cielos y valles inventados, 
amores de cuento...
¿Dónde fuisteis mientras la vida me embaucaba? 
¿Qué hicisteis de mis hadas,
 qué de mis princesas,
 de mis vuelos despreocupados a cielo abierto?

Quiero cuentas, 
exijo lo que es mío por derecho, 
porque ningún reloj desbocado apagar puede todos mis fuegos.

Y en esta noche yo reclamo mis ángeles sobre las cuatro esquinas de mi cama, reclamo el vuelo de las hadas sobre mi luna acaramelada, la que me tiene enamorada desde el principio de mis tiempos... y hoy reclamo mis sueños abandonados para estrenar uno a uno todos los cuentos.

Publicar un comentario en la entrada