Luna ámbar, luna mora



Luna ámbar, luna mora, luna del vuelo de la paloma.






Es tu llanto el silencio que escucho y aún así me espanto, 
es el llanto de tu esfera divina que reina en la noche y prudente me esquiva de día, es tu luz tenue como el rielar de tu figura en la aguas tibias, el que me mece en el miedo y me abraza en la melancolía.

Luna de color del ámbar, luna que me embelesas y me incitas, 
me obligas a cruzar los campos nocturnos en busca de tu faz perdida. Vuelve tu cara, mira la mía, no tengas miedo de perderte en mis mejillas que ya nos conocimos en aquellas noches sin consuelo de mi amada mezquita.




Dulce tu danzar, cruzando bosques de estrellas encendidas, dulce también tu esquivar entre hilos de nubes entrometidas, no llores tu más, mi compañera, mi amiga, que jamás apartaré mi mirar cuando en el cielo estés prendida.




Luna ámbar, luna mora, luna del vuelo de la paloma.

Publicar un comentario