Azahar

El prado de Proserpina


Y es que es la primera vez, ya se anuncia,
 cada vez que yo te aspiro,
linda flor escondida tras las otras flores
 que alzada sobre cualquier naranjo
 perfumas de cítrico acento todos los rincones
de mi recinto amurallado.

Ernesto Castillejo Ramos


 Y es la primera, 
cada vez que penetras mis pensamientos 
y me sorprendes con tu pequeña humildad
-flor primera de azahar- 
llena de dones...

Y es que respirar tu aroma, 
sello impar del estrecho laberinto
 de las doradas almenas cordobesas,
me da la luz al alma
y plenitud otorga
 a mis suspiros.
Publicar un comentario en la entrada