La ofensa...perdonada..






La ofensa es el dolor infringido gratuitamente y sin motivo, es el pájaro negro que vuela rodeando tu cabeza, con tu carne en su pico, con tu honra desperdigada sobre la arena....

 



"Conociendo o no conociendo, no ofendáis a nadie, porque corréis el peligro de provocar al poderoso o maltratar al débil"
(Ugo Foscolo)

"Las palabras ofenden más que las acciones; el tono más que las palabras y el aire más que el tono"
(Albertine Necker)

"El perdón de las ofensas corresponde al ofendido, pero el que ofende no perdona nunca"
(John Dryden)

"La ofensa o injúria (del latín iniúria) o agravio inferido a una persona son consideradas en Delito Penal un Delito contra el honor o la buena fama, contemplado en algunas legislaciones, y regulado de forma diversa.
(Wikipedia)




¿Qué es la ofensa? acaso es la verdad del otro aireada, la mentira, el desahogo....una farsa?
 ¿la única e hiriente verdad irrefutable...?
¡Es posible callar al loco imberbe..... ! 
Por mucho que duelan unas palabras hirientes quizá la serena mirada de un alma insegura sepa exprimir su furia...o quizá sea la razón de la Bestia la que deba actuar, puede que la Bestia sea razonable, quizá di motivos....quizá vino a enseñarme.....


Sin destreza, sin empatía con loca furia e inmaduro extremismo....es difícil buscar razones en quien acusa con palabras inexistentes de tan duras, que son puñales como piedras arrojadizas impulsadas por la estúpida mano del machismo...
Pero, después del primer impacto, entre piedra y piedra hay un instante para pensar, para buscar una luz en medio de ese denso humo de insultos, un instante para discrepar, para rebatir....¿tendrá la bestia un cerebro escondido...?
Más parece que no, entonces.......callas, piensas y utilizas el silencio limpio, el silencio que no otorga, el de quien se sabe de corazón limpio, ese que endereza tus hombros, levanta tu cara, eleva tus ojos y los clava en los suyos.


¡Ay de aquel que ve perversión donde sólo hay inocencia, porque de él será el Reino de los Castos...!!



Y ese amigo incondicional....el quedo callar... ese amigo grande y negro que como un espejo de espeso queroseno te devuelve tu  imagen desconocida....te presenta a ti mismo como a un extraño..... hace volar tus pensamientos con largas alas que te impulsan mucho más alto que el cielo, te dice, te explica, te conforta, te calma....le fulmina...



Ese maestro, tan sólo estorbado por el trino de un pájaro perdido, quizá enamorado, por el murmullo de las locas ramas de un ingrávido árbol, por el rodar de los coches ajenos, por el aéreo caminar de los pensamientos arrastrados.....El silencio enseña, habla calladito al alma, explica condescendiente, el silencio está lleno de calma, no estorba a nadie que quiera conocer sus propias faltas.
¿Sabrá callar la Bestia, sabrá escuchar sus propias palabras? ¿Tendrá el valor o todo lo gastó en vapulear damas, maltratar mansos y en desmontar ingrávidos castillos de ilusiones a patadas? 



¿Perdón? ¿perdón para el salvaje que no pide ser perdonado?............Siempre, sobre su loca voluntad transtornada
Publicar un comentario